Pido un segundo de silencio

Lo usual es que siempre se pida un minuto de silencio por aquella o aquellas personas que han acaecido por alguna enfermedad o por algún atentado -por los que se le puede considerar héroes-. Pero esta vez sólo pediré uno; si, un misero e insignificante segundo de silencio.

Un tiempo en el que casi puede pasar desapercibido cualquier cosa que no vale la pena. Un tiempo en el que puede perderse en el vacío las palabras que alguna vez me atreví a decir, sin mencionar la osadía al considerar que me atría. Un tiempo en el que pude emocionarme con las farsantes palabras y caretas que me mostró. Un tiempo en el que me pude ilusionar y desilusionar a pasos de gigante, acompañada de decepción.

La figura de Genius. Esa que creí era original y única. Poco a poco se ha ido desvaneciendo muy alejada de mi.

Alguien que dice que no le gustan “las plumas”, de vez en cuando se sumerge bajo el mundillo del aleteo y alboroto de hombres que no se aceptan así mismos tal cual son… Ralmente Geminis con sus dos caras quedó bastante pequeño al lado de Genius, alguien con más caras en la tierra no he podido conocer en la vida.

No piensen que escribo este post por despecho, pues no es así. A lo mucho tiene un grado de resentimiento y otro tanto de decepción -lo he dicho antes-.

De un tiempo a este me suelo preguntar por el motivo que me hizo fijar mirada en su persona, y no encuentro la respuesta. Sólo sé y reconozco que aunque no lo quiera reconocer sigo siendo un ingenuo, alguien que se ilusiona con cualquier personajillo que se aparece en una sala de chat. Yo que tan incredulo y desconfiado de ese medio de comunicación estoy metido y he llegado a sentir atracción por alguien que me pinto flores y mariposas, más idiota ¡no he podido ser señores!

GENIUS, no sé si aún entras a leer este blog… sólo quiero decir que me arrepiento de haberte prestado una atención que en verdad no la merecías y me arrepiento de ese gusto que llegué a sentir hacia tu persona… Estoy resentido contigo… y no me queda más que decirte: “hay deudas que no se llegan a pagar jamás en la vida”… por eso pido tan sólo un segundo de silencio, el tiempo que te mereces.

Anuncios

Un pensamiento en “Pido un segundo de silencio

  1. Manolete dice:

    Pos a ese tio dale una patada en los cojones y mandalo a paseo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s