Es un día normal

Hoy domingo me desperté cerca al mediodía, después de tomar un banquete de desayuno dominical encendí el televisor y puse el canal de noticias, pero que va! les juro que oía la voz de la narradora muy pero muy lejos de mi, mi mente una vez más desplegó.

Sentado allí, frente a la pantalla de la tv, parecía un zombi en vez de ser yo -de estar en esta realidad-. Venían a mi los recuerdos que ya no quisiera tener, pero que si bien trato de no revivirlos es difícil deshacerme de ellos, es un imposible soy conciente de eso.

El día está nublado, hoy el sol se apagó pero trato de que no se apague la luz de mi alma, no quiero volver a apagar la ilusión de vida -que reconozco tiene la llama muy baja- y vivir en el pozo oscuro del pasado. El pasado es nuestra propia historia personal que jamás desligaremos de nosotros, de nuestra mente y de nuestro corazón; es el pasado quien nos dice quienes somos ahora, en el pasado nos hemos formado a nosotros mismos porque somos nosotros mismos quienes tomamos las decisiones en nuestras vidas

Cómo duelen sus besos, sus caricias, sus palabras, su voz, su cariño, su atención, su amor… cuando ya no está. Extraño sus besos, sus palabras, su amor y su voz cuando ya se has ido. ¿sabes que aún el invierno no ha pasado para mi? ¿tienes idea de cómo me duele que todo haya acabado en un silencio que pareciera ser eterno esta vez? ¿puedes imaginar como es que yo me encuentro cada que despierto por las mañanas? -tengo esas y otras muchas interrogantes dentro de mi y que no me atreveré a hacertelas-.

¿Quién le debe a quien un sueño, yo a ti o tu a mi? decidimos alzar vuelo hace un tiempo atrás cuando iniciamos una relación que creímos sería para toda la vida, los dos volamos en la imaginación y los dos tuvimos esperanzas que de verde se cambiaron a grises. Tu me dijiste que no sirve de nada que te esfuerces lo más que puedes si yo ya me dí por vencido, pero no sirvió de nada el que nos diésemos una nueva oportunidad. Yo seguí soñando que ibas a volver, pero ya ves? fue una ilusión vana, te fuiste con la gaviota que anuncia la llegada del verano.

Es que hay amores que se roban el corazón de uno y uno se queda sin el motor que da vida; hay una canción que dice “los demás -amores- son sólo para olvidar”, pero puro palabreo porque hay amores que se fortalecen con los años, hay amores que florecen en invierno y en otoño reverdesen cuan primavera, hay amores que lo dejan a uno sin alma.

Pero el tiempo -amigos mios- no se detiene… yo quise que mis años pasaran junto a ese amor, yo hubiera dado hasta mi vida por volverlo a ver y que todo entre ambos volviera a ser como antes… y es un imposible!!!… me lo debo grabar de memoria eso… debo asimilarlo y resignarme a la realidad que me ha tocado.

Yo sólo quiero volver a ser feliz conmigo mismo y hacer felices a mis amigos y familiares. Volver a acostumbrarme a mi soledad, mientras seguiré soñando y seguiré siendo yo mismo, fortaleciendo mi esencia y mejorando cada día como ser humano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s